9 jun. 2011

Eterno retorno

Como una indefensa cobaya,
te dejas hacer
en la mesa de operaciones de la vida
con un ridículo hilillo de oxígeno
y la anestesia justa
para soportar sin fenecer
el momento en el que
te descascarillas
de dolor
de nuevo...







46 comentarios:

  1. No sé si ahora compartimos el mismo dolor (creo que no) pero que mas da.. igual duelen... Asi pues, beso balsamico pa esa descascarillez...

    ResponderEliminar
  2. Hablando de medicina...

    ResponderEliminar
  3. Me quedo con tu beso balsámico, glau, y te lo devuelvo en forma de abrazo cargado de analgésicos para el alma... Pensándolo mejor, lo dejaré en un carro lleno de besos curalotodo, que no estoy para abrazos hoy. Me desmayaría del dolor... :*

    ResponderEliminar
  4. Habla, Mónica, si te apetece...

    Un beso.

    ResponderEliminar
  5. Ufffff....Se me han puesto los pelos como escarpias al leer el post, qué descripción más curiosa y acertada del dolor, que alguna vez todos hemos sentido y volveremos a sentir, en mi caso de vez en cuando una y otra vez, parece que es mi karma..
    besos anestésicos.

    ResponderEliminar
  6. Anestesia para tu karma entonces, Marylin. Y recuerda que al final todo pasa, incluso el dolor...

    Besos

    ResponderEliminar
  7. ¿Quieres hablar de medicina, Mónica?

    ResponderEliminar
  8. eso un rebote eh?
    yo lo decia por tu frasecita "en la mesa de operaciones de la vida...
    está total...me gusta...

    ResponderEliminar
  9. ¿Rebote? Noooooo, Mónica. Tan sólo era una pregunta. Siento que lo hayas malinterpretado. Es lo que tiene no poder ponerle tono a las frases...

    ResponderEliminar
  10. Lo mío también era una pregunta, pero la esquivas...rebotando jaja

    ResponderEliminar
  11. Jajaja, genial juego de palabras, Mónica...

    ResponderEliminar
  12. uno no se hace grande más que midiendo la pequeñez de su dolor (Ernst Wiechet)

    ResponderEliminar
  13. ¿Y si el dolor es grandísimo?

    ResponderEliminar
  14. el se hará pequeño, pero se disfrutará porque ya sabes para disfrutar el champagne...

    ResponderEliminar
  15. No, no sé, porque no me gusta el champagne.

    ResponderEliminar
  16. Y el vino blanco?

    ResponderEliminar
  17. depende de que depende, del color...
    y el whiski "El líquido dorado calienta, reconforta, alivia, despierta y da placer"

    ResponderEliminar
  18. Del bouquet...

    ¿Todo eso hace el whisky, Mónica? ¡Bárbaro!

    ResponderEliminar
  19. bouquet?
    "La alegría del alma forma los bellos días de la vida"(Socrates)

    ResponderEliminar
  20. Aroma.

    Bonita frase, Mónica. ¿Tienes el alma alegre?

    ResponderEliminar
  21. Rebote, en primer lugar tu jajaj

    ResponderEliminar
  22. No es justo... Dime antes si te gustan el champagne, el vino blanco, el tinto, el whisky...

    ResponderEliminar
  23. "el cuerpo es el instrumento del alma" (Aristótles)

    ResponderEliminar
  24. con moderación, pero prefiero un néctar de pera por ejemplo...

    ResponderEliminar
  25. Ni sabía que existiera néctar de pera...

    ResponderEliminar
  26. Hay una panadería en la que venden néctar de pera...

    ResponderEliminar
  27. Suena un poco surrealista, ¿no?

    ResponderEliminar
  28. El qué la panadería? pues es real yo me lo tomé de esa panadería, en ningún otro sito lo he encontrado

    ResponderEliminar
  29. Te creo, te creo. No te rebotes... ;)

    ResponderEliminar
  30. Pepsi? o coca?
    Dicen que quita el sueño...

    ResponderEliminar
  31. Coca. Hay sin cafeína.

    ResponderEliminar
  32. Hablando de sueño... He de descansar, Mónica, estoy descascarillada de dolor (literalmente).

    Un beso de buenas noches.

    ResponderEliminar
  33. Si hay muchos tipos de coca...

    ResponderEliminar
  34. yo también tengo mucho sueño. Buenas noches un beso de buenas noches.

    ResponderEliminar
  35. Hola, pues como que me he quedado triste después de leerte, son letras con mucho sentimiento. Un saludo.

    ResponderEliminar
  36. Espero que no tengas dolor alguno y descanses bien. Felices sueños. Besos.

    ResponderEliminar
  37. Si te sientes así, Lola, es que he conseguido transmitir lo que quería con mis palabras.

    Un saludo de bienvenida.

    ResponderEliminar
  38. ¡Lo tengo, Loli, tremendo! Parece que los analgésicos y este cuerpecito mío no se llevan muy bien... Pero, tranquila, se pasará... Las penas del alma son más preocupantes y ésas se fueron a comprar tabaco y aún no han vuelto. Eso sí, cuando regresen...

    Gracias y besos.

    ResponderEliminar

Gracias por dejar tu huella...... :)