19 feb. 2016

Te traigo sol





¡Qué difícil es encontrar las palabras adecuadas para infundir un poco de ánimo a quien lo está pasando mal porque tiene un panorama realmente jodido ante sus ojos!

Si hablas del futuro, de lo bonito que será, de que lo mejor está por llegar y creas esperanzas que podrían incluso llegar a ser falsas, malo, porque no sabes si eso va a cumplirse.

Centrarse en el presente, doloroso para esa persona, y decirle que es fuerte, que puede con todo, sabiendo que en ese preciso momento las fuerzas se le han escurrido por sus grietas, y poder, lo que se dice poder, pues a lo mejor ni puede con nada...

Yo, a veces, hago como en los ascensores: hablo del tiempo.




Hoy le voy a hablar del tiempo a mi mejor amiga, mi "amiga milagro". Le voy a decir: "Mira, Cande. Hoy hace un sol resplandeciente. Asómate a la ventana y verás".

Me tomará por loca, o me mandará a la mierda. Me da igual. Sólo quiero que se fije en el sol, porque hoy lo hace, y quiero decírselo. Pero no puedo hacerlo por teléfono porque me pondría a llorar. Así de mema e idiota soy.



_____________

8 comentarios:

  1. *L*, me gusta más este sitio así, de blanco, que de negro.

    ResponderEliminar
  2. A veces no tienes que decir nada, estar ahí es más que suficiente....

    ResponderEliminar
  3. Existen muchas maneras de pasarlo mal. Hay quien se siente mal sólo por una ausencia...

    ResponderEliminar
  4. El sol o la caricia de un aire limpio y frío poco pero a veces no hay más.

    ResponderEliminar
  5. Ay... estás hipersensible...

    Besos.

    ResponderEliminar
  6. No, si tienes razón... y es que a veces mientras tratas de animar a alguien tienes la impresión de que si hablas igual le pegas dónde más duele. Yo creo que haces bien hablándo del tiempo, al final muchas veces lo que importa es la compañía más que las palabras.

    ResponderEliminar
  7. Dile que la quieres mucho (aunque haga frio o calor), que ella es importante en tu sentir (aunque pronostiquen lluvia). Dile que sin compartir la misma sangre, la sientes como de tu propia familia, que es casi como una hermana para ti. Y dile, que tanto en las buenas, como en las malas, puede contar contigo y con tu amistad. Que no hay nada que pueda desunirlas, porque un afecto verdadero va más allá del tiempo, del momento y del lugar.

    Pd. Si crees que se lo merece, díselo ya, porque mañana puede ser demasiado tarde. Y si piensas que ella ya sabe que la quieres, pues te digo… que ella lo sepa es bonito, pero que lo escuche de ti misma, lo es mucho más.
    Regálale en el peor momento de su vida, el obsequio más bonito que nadie le dio. Entrégale todo tu cariño, envuelto en la sinceridad de tu noble corazón.

    ResponderEliminar

Gracias por dejar tu huella...... :)