27 may. 2014

Dominó (¿Efecto?)









   Imaginaos que os dedicáis a hacer circuitos con fichas de dominó colocándolas pacientemente en hileras hasta conformar el circuito deseado (algo que requiere tiempo, paciencia, destreza, precisión y posiblemente trabajo en equipo también) pero, cada vez que llevas un buen tramo, viene una persona y le da un empujón a la ficha inicial (pieza clave del montaje) y desmorona todo lo conseguido.

   Imaginaos que esto sucediera desde hace mucho tiempo y con cierta regularidad, y que no hubiese manera de avanzar en la construcción del circuito hasta finalizarlo.

   Imaginaos que a la persona hacedora de tal "fechoría" no hubiese manera de frenarla y, para colmo,  quedara impune pues no hubiese leyes a las que aferrarse para que dejara de hacerlo por no considerarse delito sino una simple falta de alguien digamos muy "cabrito" (por denominarlo de algún modo).







¿Lo habéis imaginado ya? Bien. Pues mis PREGUNTAS son las siguientes:

1ª.- ¿Terminará eso alguna vez o perdurará hasta que se muera malhechor o víctima(s)?

2ª.- ¿Cambiará la naturaleza de quien hace mal?

3ª.- ¿Cambiará la naturaleza de la(s) víctima(s) del mal por hartura?

4ª.- ¿La sociedad en la que vivimos continuará sin condenar de algún modo al "cabrito" que siempre ha actuado así?

5ª.- ¿La sociedad en la que vivimos enjuiciará y/o condenará a la(s) víctima(s) en caso de que cambie(n) su naturaleza y comience(n) a ser o a actuar como el "cabrito"? De ser afirmativo, ¿será mayor el enjuiciamiento y/o condena debido a que un comportamiento tal de la(s) víctima(s) no ha sido el habitual y esperado?

6ª.- Y si el "cabrito" de repente se comportara bien, ¿la sociedad le felicitaría como si se tratara de un héroe porque "OH, MILAGRO!!!" parecería como si se hubiese reinsertado y se le aplaudiría ese aparente cambio a mejor, se le perdonaría todo el daño hecho, se confiaría en él de nuevo, etc...?







Pues nada. Que me he levantado preguntona hoy...

Como podéis imaginar, tengo mis propias respuestas. Sin embargo, siento curiosidad por las vuestras, por si coincidieran con las mías.

GRACIAS de antemano A QUIENES CONTESTÉIS. :)



BESO GRANDE!!!





______________

3 comentarios:

  1. Trataré de darte una sola respuesta que englobe tus preguntas: Es necesario que el cabrito deje de ser un cabrito, por las buenas o por las malas. Y es necesario y urgente, por el bien de la sociedad y por el bien de todas y cada una de las piezas de dominó. Y también se me ocurre que... las piezas de dominó podrían rebelarse de una vez y no permitir que las tiraran así como así, sin hacer nada para impedirlo.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  2. Es que la vida es así, un efecto dominó, siempre existirán cabritos que tumben las fichas, porque si uno se arrepiente de sus pillerías, y se convierte en la mano que ayuda a colocar las fichas, surgirán otros tantos cabritos, creo que lo importante es que no se pierdan las fichas y manos para colocarlas.
    Digo yoooooooooo, que hace tiempo no te decía nada pero te recuerdo.

    Abrazos muchos y lindos días.

    ResponderEliminar
  3. Es una satisfación saludarte, amigo por mas uno bello trabajo que haces. Saludos desde Brasil!

    ResponderEliminar

Gracias por dejar tu huella...... :)